Por el voto mayoritario de 6 a 2, el Jurado de Enjuiciamiento no iniciar juicio político al Fiscal General de Mar del Plata, Fabián Uriel Fernández Garello, denunciado por su participación en delitos de lesa humanidad. Los organismos de derechos humanos manifestaron que esta omisión "atenta contra la democratización de la justicia y consolida pactos políticos que promueven la impunidad". En sí, no fue por deslindarlo de la acusación, sino porque ya hay un proceso abierto. 

 

Los integrantes del jurado que votaron no iniciar juicio político a Fernández Garello y archivar las actuaciones son los legisladores de Cambiemos, Juan Pablo Allan y Santiago Nardelli, los del Frente Renovador (UNA) Hernán Albisu y Lisandro Bonelli y los abogados Alicia Cristina Racig (San Isidro) y Horacio Enrique Hernandez (San Martín).

 

 

Para el Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS), Abuelas de Plaza de Mayo, la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos (APDH), la Asociación Judicial Bonaerense, la Comisión Provincial por la Memoria (CPM), entre otras, ello implica "desconocer" la imputación por crímenes de lesa humanidad que pesan sobre el ex-agente de la Dirección de Inteligencia de la Provincia de Buenos Aires durante la dictadura militar. En el marco de esa imputación, Fernandez Garello deberá prestar declaración indagatoria el próximo 13 de diciembre. 

 

Los conjueces abogados Leandro Adolfo Matilla y Eduardo Carlos Zimmermann votaron en minoría y manifestaron que “los elementos obrantes en la causa sí cumplimentan los requisitos del art. 26 de la Ley de Enjuiciamiento y que, por lo tanto, debía darse inicio al sumario”.

 

El año pasado la Comisión Provincial por la Memoria (CPM) denunció a Fernández Garello como partícipe de la estructura de terrorismo de Estado de la última dictadura militar ya que fue oficial de la Dirección de Inteligencia de la Policía de la Provincia de Buenos Aires (DIPPBA), según documentos probatorios hallados en los archivos de esa dependencia policial y producidos por el propio Fernández Garello.

 

“La participación en delitos de lesa humanidad por parte del Fiscal General Fabián Uriel Fernández Garello, puede corroborsarme mediante pruebas documentales”, precisan en la acusación, elevada a la Secretaría de Enjuiciamiento, a la que accedió Télam.

 

La información de la DIPPBA involucra a Fernández Garello en la causa por torturas de las que fue víctima un militante del Partido Comunista en 1982 y en la detención ilegal de tres militantes de esa fuerza política el 23 de Julio de 1981.

 

Con el grado de oficial subinspector, Fernández Garello participó del operativo conjunto que consumó esos secuestros, coordinado por la DIPPBA con la Brigada de Investigaciones de San Martín y el Destacamento de Inteligencia 201 del Ejército con base en Campo de Mayo, y en otras diligencias posteriores.

 

“Fernández Garello fue parte de la estructura represiva como oficial de Inteligencia de la Dipba al menos entre los años 1978 y 1981 (…) El hecho de que una persona haya participado en delitos del terrorismo de Estado la convierte en no idónea para desempeñar el cargo de funcionario”, afirman los denunciantes en su acusación.

 

El fiscal general Fabián Fernández Garello ha desmentido públicamente estos hechos en los que se lo denuncia y ha asegurado que no intervino en tareas de espionaje durante la última dictadura militar.