Carlos Gonella, titular de la Procuraduría de Criminalidad Económica y Lavado de Dinero (Procelac), denunció el pasado 18 de marzo a Santa Mónica Argentina, el agente comercial de la AFA por presunto lavado de dinero. 
 
La denuncia también implica a Dardo De Marchi, el accionista mayoritario del socio comercial de AFA, a la casa matriz de Santa Mónica y al presidente del conglomerado español, Jesus Samper Vidal, antiguo socio y aliano del fallecido presidente de la AFA, Julio Humberto Grondona. También quedó involucrado en la investigación Jorge Galtis, un ex directivo de Huracán que era accionista de Santa Mónica.
 
La investigación será llevada a cabo por la Fiscalía Federal 7, a cargo de Ramiro González y está radicada en el juzgado de Rodolfo Canicoba Corral. 
 
 
 
La denuncia está basada en cuatro reportes de operación sospechosa (ROS) emitidos por el sistema bancario entre 2013 y 2014. Uno de esos informes se generó a partir del envío al exterior de US$ 3,4 millones, utilizados por De Marchi para comprar de acciones de Santa Mónica de Argentina que estaban en manos de Santa Mónica Advances SL, de España.
 
El segundo de los reportes involucra a Galitis y es por la adquisición de un avión en abril de 2014.Los últimos dos reportes, generados en febrero de 2013, están relacionados con la compra de un vehículo a través de un plan de ahorro sin documentación respaldatoria.